sábado, 11 de agosto de 2012

Primer día en casa. Primera crisis.

Y al fin el día llega, el invasor que se estuvo preparando nueve meses para colonizar territorio, lo hace. Y de la peor manera. Ya tiene su casa, no solo una habitación, sino toda la casa. En las primeras horas en casa todo fue caótico. La frase más escuchada fue - ¿Y ahora que carajo hacemos, eh?-Como un pequeño dictador maneja todos los tiempos, los silencios y las actividades solo con dos directivas. Ahora quiero dormir, ahora quiero comer. Ahora no como nada, ahora no duermo un carajo.
Para a estar a tono con los juegos olímpicos el dictador me hace correr de aquí para allá con pequeños gestos admonitorios y me hizo participar en la disciplina "cambiando al bebé" en la que llegué último luego de 25 minutos de endemoniada lucha con el botón de una batita. Y digo "batita" porque todos los sustantivos han tornado a su diminutivo. Así en esta casa se habla de algodoncito, pañalcito, cunita, sabanita, gorrito etc. Y entre J y yo solo decimos "tenelo un ratito","miralo un poquito", "desabrigalo un cachito" o " se tiró un pedito". El invasor se mantiene resguardado detrás de los brazos de la madre y desde ahí se hace fuerte y prepara sus venganzas contra mi. El único lugar en que mi ya maltrecha espalda puede cambiarlo es en la mesa del living que me permite una mejor postura pero sucede que es la misma donde tengo mi notebook. El marrano, con fina puntería, orinó sobre el teclado ante mi lógico espanto y la risa de la madre. Por ahora solo obtengo una ventaja, he puesto estrictas condiciones para las visitas y las abuelas deben traer comida hecha para poder ver al invasor.

14 comentarios:

  1. Ojo con el diminutivo, Dany, es señal de que ya sos una víctima más del invasor, una víctima totalmente capturada.
    ¿Vas a escribir en el otro bloguito o vas a seguir con este solito?
    Lo de la comida preparada me parece lo MÍNIMO como para ver al invasor.
    Un abrazo, Dany.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizá haga esta nochecita un relatito con un par de muertitos. jaja. Abrazo!

      Eliminar
  2. el problema no es de Ramiro que orino la nb, porque seamos sinceros, el que tiene problemas de espalda es usted. ASiq no se queje tanto que el niño hace lo que puede

    Cuando quiera le paso el fono de un acupunturista genial, digo, por el tema de su espalda

    besos

    ResponderEliminar
  3. Es muy lindo ese bebe!! a quien sale??
    Seguro que este detalle lo sabran pero cuando se cambia a un varon hya que bajarle el pitulin ya que sino suceden cosas como las que acabas de vivir, o peor aun habria sido que te mee la cara jajaja
    Besos y buen domingo

    ResponderEliminar
  4. Yo me dejaría colonizar por semejante hermosorrr!!! aunque me deje el tecladito hecho una porqueriíta jajaj
    un beso

    ResponderEliminar
  5. Jajaja! Me hiciste recordar un cambio de pañales donde el mayor se mandó un meo digno de un "salto de garocha" que surcó desde la mesa de la cocina hasta mi pecho.
    Ver su pito crecer de 0 a 100 en 2 segundos y mandar ese chorro de orina cual Exocet, es algo inolvidable. Es más creo que lo tengo en video. Espero hayas entendido: nb y bebés en la misma zona no son compatibles.

    ¡Y UN FELIZ DIA DEL NIÑO PARA AMBOS!

    ResponderEliminar
  6. Ya comenzó la etapa de colonización!!! Invasión y Conquista... Hecho.
    La Colonización es larga, mucho mas larga y dolorosa!!! Lentamente va tomando posesión del espacio, del tiempo y, por lo que veo, en tu caso también del vocabulario (y tu espalda, y tu notebook...)
    Estás cediendo Dany, estas cediendo...
    Escribite alguito bien escatológico para exorcizar!!!!

    Beso

    (mi costado femenino y maternal me obliga a decirte que tu bebé es realmente bellísimo)

    ResponderEliminar
  7. No quiero decir cosas que estén contra el espíritu de su blog, así que interprete mi cierre de ojos aprobatorio.

    Por lo demás, el canet de San Lorenzo me muestra que ha decidido que desde chiquito sepa que en la vida hay dolores, que los esfuerzos no siempre son recompensados, que a veces algunos ni siquiera hacen esfuerzos y se llevan una torta de guita, que de algunos agregados humanos no puede salir algo bueno o alguna cosa del estilo.

    Abrazo para usted y óleo calcario para su consorte.

    ResponderEliminar
  8. Olvidate Dany, a partir de ahora su casa va a ser la Casita de Ramiro y sus papas.
    Me parece excelente que se le cobre a las visitas de abuelas en comida, ahora plantea la visita de amigos y tios en limpieza de la casa, sostenerlo un rato largo asi sus papas pueden dormir un rato al dia y demases.

    El bebe es hermoso asi que no esta mal que le saques un poco de provecho.
    Y eso si sentalo un rato y decile que con la Notebook no se jode, que mee lo que sea menos la tecnologia.

    Un beso y abrazo gigante para los tres.

    ResponderEliminar
  9. le dije que tuviera las pastillas de dios a mano!
    vea, tiene que sacarle mas jugo a las abuelas! y que el invasor amplíe zonas! que abduzca abuelas y tias/os y amigas que se dicen madrinas o con que se digan tías alcanza. que se acostumbre a otros perfumes, no solo al de su mamá y respectivos envases de nectar. que el nectar también viene en mamadera y a la hora del berreo es casi igual!
    ah, si. y me ofrezco de voluntaria cuidadora de bebés en tarde de domingo, para que los invadidos vayan "al cine".

    abrazos consejeros.

    ResponderEliminar
  10. Sigo pensando que es muy bonito con sus ojitos cerraditos y ves! Es inevitable el uso del diminutivo para estos grandes maestros de la colonización emocional. Disfruten aunque mee la notebook (fue una bendición urbi et orbi esa), en la cara, te vomite encima tuyo o en la butaca del auto, te raye con birome los libros... nimiedades. Bien por lo de las vituallas a las visitas. Yo no pude joder a nadie porque estaban todos de vacaciones en la costa. Así que aprovechen!
    Saludos van, papitos de Ramirito juuaaaaaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  11. ¡Es hermoso! ¡Y ya con carnecito!
    Me encanta, solo eso puedo decirle.

    Besitos

    ResponderEliminar
  12. Dany, mi más sincera enhorabuena para vos y su mujer. Es precioso. Lo diminuto se apodera de todo, casi sin uno darse cuenta y el tiempo empieza a ser algo tan volátil que asusta. Por eso, les digo, gocen de cada segundo.

    Abrazo.

    ResponderEliminar

Dale....vomitame algo....